Chinexita, un altavoz de promoción para las empresas españolas en China


Chinexita, un altavoz de promoción para las empresas españolas en China“China es un mercado lleno de oportunidades”. Así percibía Lola Sánchez el país donde llegó en 2010 como periodista… y no se equivocó. Tras su paso por la Embajada de España en Pekín, esta empresaria albaceteña dio el salto y fundó Chinexita, una agencia de comunicación e intermediación comercial con sede en Hong Kong y oficinas en Pekín y Shanghai, así como “una amplia red de colaboradores en ciudades de segundo y tercer nivel de China”.

 

Chinexita está especializada en la promoción de organismos y empresas extranjeras, especialmente españolas, y desarrolla estrategias personalizadas con un objetivo principal: “Queremos crecer con el cliente, crear una estrategia que permita resultados y éxito a medio plazo para llegar, y quedarse en el mercado”, explica la emprendedora española. En este tiempo, la agencia ya puede presumir de contar con importantes casos de éxito como la venta y producción del primer formato televisivo español en China o la intermediación para la compra del único equipo de fútbol con capital español que existe en el país.

 

Entre sus servicios, Chinexita destaca por ser una referencia en el sector audiovisual y de medios de comunicación. Sus principales valores diferenciales son su larga experiencia y su doble perfil entre el periodismo-marketing y la promoción comercial. Gracias a ello, pueden afrontar la introducción de empresas de forma integral, desde la consultoría a través de estudios de mercados a la representación comercial o la gestión de la comunicación con grandes medios o en canales sociales.

 
Chinexita, un altavoz de promoción para las empresas españolas en China
 

Y el principal aval de la agencia es su CEO Lola Sánchez, que cuenta con una larga experiencia en China, sobre todo en el sector audiovisual y en el ámbito agroalimentario. Desde su perspectiva, los periodistas chinos “tienen en común el interés por nuestro país y la buena aceptación de nuestra cultura, productos y servicios”. Esta buena imagen se ve reflejada también en la población local y en las relaciones comerciales entre ambos países.

 

En su opinión tras años de gestión y vida en el gigante asiático, “la clave del éxito de una empresa en China es posicionar sus productos, que los consumidores conozcan sus particularidades, que crean y se enamoren del producto”. Para conseguirlo, señala, es fundamental una buena estrategia de comunicación e información: “Hay que explicar lo que somos y qué vendemos para que los consumidores puedan valorarlo”.

 

Y es que, como bien es sabido, el mercado chino se caracteriza por ser muy competitivo y, por ello, conseguir el reconocimiento de los clientes es una importante clave del éxito, así como “la paciencia y la insistencia”. “Hay que insistir para existir; quien insiste, lo consigue”, remarca la emprendedora. Respecto a la ubicación, Shanghai, Beijing y Guangzhou, conocidas como ciudades de primer nivel, son una referencia y la puerta de entrada para los negocios, pero ampliar la presencia a las ciudades de segundo nivel es también muy importante y una estrategia de futuro porque es aquí donde “aumenta constantemente el poder adquisitivo de su población en busca de nuevos productos y servicios”. Nueve años después, la CEO de Chinexita sigue creyendo que China es un país de “enormes oportunidades”, pero es primordial trabajar con empresas expertas y sobre el terreno para conseguir un exitoso plan de internacionalización.

 


Más información y contacto: Chinexita Events and Communication